REVISTA DE PINTORES

La revista GRATUITA de la pintura, la decoración y la reforma

Reglas claves para la poda otoñal de árboles y arbustos
Vivienda y estilo de vida

Reglas claves para la poda otoñal de árboles y arbustos

⌚ Solo necesitas 2 minutos para leer este artículo

El comienzo del otoño es un momento importante en el calendario de todo podador

Al fin y al cabo, la calidad del trabajo realizado determina el estado posterior del jardín y una de ellas es la poda de árboles y arbustos, aunque solemos centrar la mayor parte de nuestra atención en esto en primavera, también merece la pena hacerlo en otoño.

¿Qué debes tener en cuenta para preparar la poda otoñal de árboles y arbustos? Estas son las reglas más importantes que nos ofrece los expertos en poda de árboles Madrid:

El momento adecuado para la poda otoñal de árboles y arbustos

La poda sistemática es esencial para un crecimiento, una floración y una fructificación óptima.

Sin embargo, el momento de realizar esta tarea es importante. La poda se realiza mejor a principios de otoño, ya que las plantas están todavía en pleno follaje. Si se realiza la poda correctamente, los árboles se ramificarán bien y forman más brotes la temporada siguiente.

Además, su sistema radicular también se verá reforzado tras la poda. También hay que prestar atención al clima cuando se planifica la poda: es una mala idea cortar bajo la lluvia o directamente después de que haya llovido, ya que las plantas están mojadas y el aire está saturado de humedad.


No podar todos los árboles

No todas las especies de árboles necesitan ser podadas en otoño.

La poda en otoño es especialmente recomendable para los árboles y arbustos de hoja caduca. Además, también hay que podar los setos y plantas recién compradas y plantadas (sobre todo las de que tienen la raíz desnuda), así como los arbustos frutales que dan frutos en los brotes de este año.

Sin embargo, no hay que podar los árboles y arbustos de hoja perenne, ya que los brotes jóvenes no podrán endurecerse antes del período invernal.


Realizar la poda adecuada

Retirar las ramas marchitas o infectadas por enfermedades y los cortes deben ser rejuvenecedores: estimulan la futura floración y dan forma al arbusto o al árbol. Esto también limita su tamaño.

Algunos arbustos, como los bojes y el acebo, se pueden podar en mayor medida sobreexponiéndolos.


Utilizar buenas herramientas para un mejor aspecto

La elección de las herramientas adecuadas tiene un gran impacto en la comodidad y, sobre todo, en la calidad del trabajo.

Si queremos que las plantas sobrevivan al invierno y no se expongan a la propagación de diversas enfermedades, debes utilizar herramientas afiladas y limpias para la poda. Las herramientas sin filo pueden dañar las ramas del árbol.

Utilizar buenas herramientas para un mejor aspecto


¿Qué árboles y arbustos se podan en otoño? ¿Cómo se hace?

Aunque la poda de árboles y arbustos suele asociarse a actividades primaverales, hay plantas que también se someten a la «poda» en otoño.

Esto es necesario para que crezcan de forma correcta y produzcan abundantes frutos durante la temporada. De hecho, son relativamente pocas las plantas que se podan en otoño, pero conviene saber cuáles y cómo manejarlas.

Al comprar y cultivar árboles jóvenes en otoño, debes prepararlas adecuadamente para el próximo invierno. Esto es de gran importancia si quieres tener un jardín lleno de bonitas plantas arbustivas, florecientes y fructíferas en primavera.

La poda también tiene un gran impacto en el alivio del sistema radicular, que puede canalizar toda su fuerza para extenderse, en lugar de alimentar únicamente las ramas que se extienden.


Poda de árboles ornamentales en otoño

Los árboles ornamentales deben podarse en otoño para mantener un hábito compacto y reducir la posibilidad de que crezcan en exceso. Esto también le permitirá controlar la forma de las plantas. Elimina los brotes más viejos y leñosos podando en la base. Sólo quedan brotes de uno y dos años, lo que les permite desarrollarse maravillosamente en primavera.


Poda sanitaria de árboles en otoño

En noviembre, también cortamos los arbustos más antiguos que florecieron a principios de la primavera en los brotes del año pasado. Sólo los brotes enfermos, viejos, deformes, dañados, cruzados o excesivamente largos pasan por la tijera.

La poda de los arbustos en otoño es también una excelente manera de rejuvenecerlos. Permitir que los arbustos crezcan profusamente provocará una floración y una fructificación deficientes.

Para rejuvenecer la planta, elimina todas las ramas debilitadas, deformadas, torcidas y delgadas a finales de otoño. Las ramas más gruesas deben podarse siempre a una altura de unos 30 cm.

Tras el procedimiento de rejuvenecimiento, el otoño siguiente seleccionamos los brotes más fuertes e impresionantes y simplemente eliminamos el resto.

Con estas sencillas reglas para la poda de árboles y arbustos en otoño, podrás mantener tus plantas en buena forma para la próxima temporada. Y en primavera… podrás volver a disfrutar de tu hermoso jardín.

5/5 - (21 votos)

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

10 + 4 =